El juez Ruz confirma la validez de las grabaciones que destaparon el caso Gürtel

2013050879correa_dentro

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz acaba de asestar un duro golpe a los principales imputados del ‘caso Gürtel’ al rechazar su petición de anular las grabaciones de las conversaciones realizadas durante años por José Luis Peñas, que dieron origen a la investigación de la Fiscalía Anticorrupción.

El líder de la trama, Francisco Correa, y el extesorero del PP, Luis Bárcenas, habían solicitado la anulación de la prueba al considerar que era un ataque al derecho a la intimidad. Sin embargo, el instructor sostiene que existe una “nutrida” jurisprudencia del Tribunal Constitucional y del Tribunal Supremo que avala este tipo de actuaciones.

Esto significa que Ruz avala la ‘teoría Falciani’, por la se aceptan las pruebas obtenidas por un ciudadano que tiene conocimiento de que se están cometiendo hechos delictivos. Según explica Ruz en un auto, en esas conversaciones grabadas “se exteriorizan determinadas ideas o comentarios -de Correa y terceros- que sugieren la revelación de propósitos delictivos o bien relatan conductas presuntamente delictivas ocurridas en el pasado, relativas odas ellas a delitos graves, de los conocidos comúnmente como de corrupción, afectando apersonas vinculas con la actividad política y con la gestión pública”.

Aunque el caso es similar, hay ciertas diferencias entre Hervé Falciani -ciudadano suizo que la Audiencia Nacional ha dejado en libertad tras obtener del HSBC de Ginebra miles de ficheros de evasores fiscales- y Peñas, porque el segundo sí está imputado en el ‘caso Gürtel’ a pesar de haber colaborado con la Fiscalía denunciando los hechos.

Ruz insiste que estas grabaciones han dado a conocer la presuntamente participación de personas en hechos delictivos y existe “ingente y constante” jurisprudencia que avala estas actuaciones. Además, recuerda que los peritos policiales han ratificado que estas grabaciones no han ido manipuladas, lo que apoya aún más esta validez.

Por otro lado, el instructor recuerda que estas conversaciones no son la única prueba en el caso, sino la denuncia del propio Peñas, que durante años fue mano derecha de Correa. “El origen de la presente causa no son, en sentido estricto, las grabaciones cuestionada, son las manifestaciones en modo de denuncia que Peñas realiza ante el órgano competente y en las que relata con detalle y precisión hechos que revisten trascendencia penal”.

Sin esos detalles los que luego son investigados y ratificados tras la declaración de Peñas en Fiscalía y posteriormente en el juzgado, “como fuente de conocimiento directa de los hechos por él relatados, que además soporta en la grabaciones obtenidas”.

Aún así, Ruz reprocha a la defensas que pidan ahora la nulidad de las grabaciones casi cuatro años después de que se haya levantado el secreto del sumario. Según recoge en el auto, será en la fase del juicio oral cuando el tribunal decida si estas grabaciones son válidas como medio probatorio.

elconfidencial

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.